ABC de tu empresa: Consigue la guía legal que te ayudará a ahorrar tiempo y dinero

LoquedebessaberdelosderechosARCO1

Lo que debes saber de los derechos ARCO

Te suena lo de los derechos ARCO, ¿verdad?

¿Podrías decirme lo que significa (sin leer el post)?

Seguro que cada vez te familiarizas más con la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD). Sabes que debes ser cuidadoso con los datos que recoges en tu empresa, que debes conocer qué harán con tus datos o qué es lo que no debes hacer con tu lista de correo.

Pues hoy te explicaré el proceso más común e importante en el ejercicio de la protección de los datos.

Se llaman derechos ARCO a los derechos que puedes ejercer de Acceso, Rectificación, Cancelación y Oposición de tus datos de carácter personal.

Veamos qué es cada uno:

  1. Acceso: es la posibilidad que tenemos de acceder a la información sobre los datos que hemos entregado. Es decir, saber qué datos nuestros tiene una empresa concreta y desde cuándo.

    Ejemplo: si empiezas a recibir cartas de una aseguradora que no sabes cómo te han conocido, pues le pides que te digan qué datos tienen tuyos y cómo los han conseguido.

  2. Rectificación: es la capacidad de poder corregir o modificar nuestros datos cuando están incorrectos.

    Ejemplo: si en la factura del teléfono han escrito mal tu apellido, puedes ejercer este derecho para pedir que lo corrijan.

  3. Cancelación: lo solicitaremos cuando queramos que nuestros datos se eliminen de una base de datos. Pero cuenta con que no siempre será posible que se borren. En estos casos, se bloquearán, es decir, se dejarán de usar.

    Ejemplo: si pides a tu dentista que cancele tus datos, no podrá hacerlo porque tiene la obligación fiscal de almacenar las facturas que te ha emitido durante 5 años, pero los bloqueará para no volver a mandarte información.

  4. Oposición: en este caso, pedirás que dejen de usar tus datos para una finalidad concreta, pero sin querer que los borren.

    Ejemplo: cuando te sacas la tarjeta de puntos de una tienda, puedes oponerte al envío de publicidad, pero no a que te sigan enviándote descuentos.


Para ejercer estos derechos sobre tus datos, solo debes dirigirte a la persona o empresa que los trata, teniendo, explicando quién eres, qué derecho quieres ejercer y el motivo (en el caso de acceso, no hace falta motivarlo).

La forma más fácil de hacerlo te la explicarán en la política de privacidad de esa empresa, pero en caso de no conocerla, puedes entrar en la web de la Agencia Española de Protección de Datos -AEPD- y usar los modelos de documentos que te facilitan.

Es importante que pruebes que eres el titular de los datos, ya que no podrás ejercerlos sobre los datos de otra persona, excepto en caso que actúes como representante. Por ejemplo, si lo haces en nombre de tu empresa, deberás aportar tus poderes.

Y, lo más importante, si eres tú quien trata los datos y recibes una solicitud de ejercicio de derecho ARCO, que sepas que debes contestar siempre. Siempre, siempre, siempre. Recuérdalo y déjalo claro a tu equipo y empleados. No se dejan de lado estas peticiones, porque una mala gestión puede generar una inspección de la AEPD (y no mola nada, créeme).

Dime, ¿conocías estos derechos?

4 comentarios

  1. Suddenly Marta
    2 julio, 2015

    Un post muy interesante. Sabía que existía este tipo de derechos pero no con tanta precisión ni que se llamaban ARCO. Un saludo!!

    Responder
  2. Julián Hicks
    13 septiembre, 2015

    Hola María, genial tu blog. Tengo una duda, cuando un usuario debe rellenar nombre y email en un blog para dejar un comentario ¿es necesario indicarlo en la nota de protección de datos?

    Responder
    • adminblogada
      14 septiembre, 2015

      Gracias, Julián.

      Si accedes a ese dato y lo alamacenas, debes informarlo. Si no, no es necesario.

      Responder

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *